Es necesario tener un equilibrio entre la felicidad en el trabajo, el salario, el compromiso, y la productividad.

1. El espacio de trabajo

La vegetación y los elementos naturales en la oficina tienen efectos beneficiosos: las plantas mejoran la atención y la productividad de los trabajadores al reducir el nivel de estrés y producir una sensación de bienestar.

Asimismo, los espacios abiertos en entornos naturales y los espacios que permiten aislarse un momento de la oficina generan un mejor ambiente laboral.

2. Dar libertad y autonomía, sin perder de vista la productividad

Es necesario que el personal esté consciente de cumplir con calidad las metas de productividad establecidas, cuando goza del beneficio de no tener un horario estricto de trabajo.

La autonomía aumenta la capacidad de respuesta ante el estrés. Por el contrario, una disminución de la autonomía hace que los colaboradores sean más vulnerables.

3. Centrarse en la misión de la empresa

Aumenta en los empleados el compromiso y la productividad: al ver que su trabajo se traduce en beneficios, mejora su salud y su estado de ánimo. De este modo se refuerza su motivación y sus deseos de trascender en el trabajo.

4. Promover el descanso

Contribuye al mejoramiento de la concentración, de la colaboración, y de la comunicación entre los empleados: aumenta su eficiencia, reduce a la mitad el tiempo de las reuniones, favorece la productividad, y se traduce en una actitud positiva.

5. Movilidad de los empleados

El movimiento es bueno para la mente y el cuerpo: caminar 45 minutos tres veces a la semana mejora las conexiones cerebrales y las funciones cognitivas: evita que tus colaboradores coman en sus escritorios, y promueve políticas para que dejen sus teléfonos celulares en la oficina a la hora de comida.

Recuerda que Kivac Travel Suite es una herramienta que ayuda a garantizar el descanso de los empleados.

Déjanos un comentario

Pin It on Pinterest